lunes, 9 de abril de 2012

Semana Santa en familia

La Semana Santa tiene una tradición de renovación, es hacer penitencia, depurar el invierno saliente y renacer como la primavera que permite que las plantas nazcan o renazcan, que echen nueva flores que son su futuro o que vuelvan a btotar hojas y ramas que son la nueva vida del presente. Para los ciudadanos es una pequeña fiesta que se puede aprovechar para ir a la playa, si no llueve mucho, o a la mintaña o al pueblo o algún pequeño viaje. Pero tambien puede ser una fiestas familiar. Se puede quedar uno en la ciudad, participar en alguna cofradía y ya de paso llevarse a toda la familia al acontecimiento.
Las procesiones no solo consisten en los pasos, sino también en los uniformes o indumentarias de los cofrades, muy cuidadas e identificativas, sino también en los conjuntos instrumentales que suelen cosnsistir mayoritariamente en tambores y trompetas. Los niños quieren participar o imitar a sus mayores, ser protagonistas en definitiva, como forma de crecer y ser parte de la familia.
Pero los niños son todavía niños, afortunamente, y a la procesión van con su mama o su papa, pero puede que sea imprescindible su osito y su mochila del cole.

No hay comentarios:

Publicar un comentario